Instalaciones oculto
Menu

Este museo cuenta con la integración, diseño y tecnología envolventes de Sarner, BlueBox, Digital Projection, 7thSense y Ohm.

 

Ubicado en el Museo Frammuseet de Oslo, el Fram es un navío impregnado de historia. Tras haber viajado al Ártico y el Antártico entre 1893 y 1912 con una tripulación noruega, y después haber llevado a la primera persona que llegó al Polo Sur en 1911, frenó su actividad como navío 1936. Desde entonces, ha evolucionado hasta convertirse en una aclamada atracción turística de la ciudad, con más de 200.000 visitantes de todo el mundo al año. Debido a este éxito, el museo actualizó su oferta en 2018, ofreciendo una nueva experiencia envolvente. Para ello, contrataron a Sarner International, integrador audiovisual británico especialista en atracciones, quien lideró este ambicioso proyecto de instalación.

Con el objetivo de que los visitantes se sintieran parte de una aventura ártica, la proyección y el sonido fueron los protagonistas de una remodelación del Fram que costó €1.4m. Lograrlo suponía un gran reto: introducir elementos audiovisuales, iluminación y tecnología multimedia sin dañar la autenticidad y la integridad del navío.

Sarner contrató a Mike Ross, Director y Fundador de BlueBox Technology Solutions, como asesor audiovisual para diseñar el proyecto. Con más de 15 años de experiencia en trabajos de instalación similares, Mike se rodeó de una serie de proveedores de confianza. Entre ellos, se encontraban 7thSense Design, compañía de software y hardware; Ohm, fabricante de altavoces a medida; y Digital Projection, empresa de proyectores láser LED.

Ross explica que “la propia embarcación se asienta sobre una edificación triangular con caminos escalonados que permiten ver tres de sus lados. Decidimos usar los muros interiores de esta edificación a modo de lona donde se proyectan imágenes de las condiciones árticas, devolviendo la vida al propio barco con elementos atmosféricos visuales y sonoros. Y, por supuesto, la joya de la corona de esta reforma: el sistema de proyección multicanal que rodea al barco”.

 

Un entorno glacial

Para lograr que este concepto cobrara vida, se utilizaron 10 proyectores E-Vision Laser 10K de Digital Projection con la finalidad de crear un trasfondo glacial que sumergiera a los visitantes en el ambiente. BlueBox colocó cada uno con el ángulo perfecto para recrear cómo el barco circunvala los obstáculos a bordo.

La gama E-Vision Laser 10K es un proyector DLP® de un solo chip que ofrece 10.500 lumens y es capaz de generar más de 20.000 horas de iluminación constante sin necesitar prácticamente mantenimiento. Además, su brillo transmite el contenido al público con colores saturados, imágenes brillantes y detalles en zonas oscuras. Estas características lo convierten en una opción ideal para atracciones que dependen de la luz ambiental, como el Museo del Fram.

Con respecto al coste de su funcionamiento, este se mantiene al mínimo, ya que la sustitución de bombillas individuales se ha evitado con un sistema de iluminación sólido.

Fram Exterior barco

Sala de máquinas

En la sala de máquinas del Fram se encuentran los servidores multimedia 7thSense. Para la reproducción de la pared, un solo servidor multimedia 7thSense Delta Infinity, utilizado en atracciones de este tipo por su rendimiento y fiabilidad, genera una secuencia de 15 minutos de contenidos a 270 grados que lleva a los visitantes de viaje por las condiciones del Ártico. Este dispositivo, en el que BlueBox programó manualmente la mezcla y la geometría, alberga un servidor multimedia sin comprimir, capaz de reproducir contenido de vídeo hasta 16K 60fps.

Esta sala también aloja un dispostivo E-Vision Laser 6500 de Digital Projection, que proyecta imágenes de cómo funcionaba el motor. “El museo pretendía hacer funcionar de nuevo el motor pero no fue posible, aunque sí conseguimos darle vida gracias a la proyección y la iluminación”, apunta Ross. Con las mismas altas especificaciones que el E-Vision 10K Laser, el Laser 6500 de Digital Projection es un modelo de proyector láser compacto que se puede montar en prácticamente cualquier ángulo para vencer las limitaciones de espacio.

Fram sala maquinas

La iluminación, los olores y el movimiento son un añadido a la experiencia sensorial, mientras que cuatro altavoces Ohm BRT-6 acoplados con un subwoofer Ohm TRS-218 generan un ruido de motor que retumba de fondo para perfeccionar la sensación de inmersión del visitante.

Gareth Coleman, Director de Ventas Internacionales de Ohm, comenta el proyecto desde el punto de vista del sonido: “Hemos trabajado con Mike en varios proyectos como nuestro proveedor de audio favorito, y es genial encargarnos de un proyecto tan fascinante. Nos pidieron ayuda en el diseño de reproducción de un sistema de sonido usando nuestros subwoofers para lograr las frecuencias de graves y vibraciones profundas que generaría un motor de ese tipo. Trabajar en ese entorno también ha supuesto una serie de desafíos únicos, ya que tuvimos que adaptar grandes volúmenes de sonido a un espacio muy pequeño. El TRS-218 se integró profundamente en el casco del navío, cerca del compartimento del motor. ¡No estoy seguro de que pueda vuelva a salir!

 

Zona de presentación

En la zona de presentación del museo, un servidor multimedia Delta Nano de 7thSense alimenta otros dos proyectores E-Vision Laser 6500 de Digital Projection, flanqueados por dos altavoces Ohm BRT-6; un conjunto que retransmite lo que proyectaría un carrete antiguo de material de archivo.

El servidor integra una tecnología que permite mostrar configuraciones que requieren un ancho de banda inferior, con hasta cuatro salidas. Esta es una forma asequible de introducir una reproducción multimedia sin comprimir en el flujo de trabajo de los museos. Asimismo, se seleccionó un altavoz compacto porque podía esconderse fácilmente y producir, al mismo tiempo, un sonido directo hacia una zona de público definida.

Fram zona presentacion

Bodega del navío

La experiencia envolvente continúa en la bodega delantera del navío, que se ha abierto por primera vez al público. Esta zona alberga cuatro altavoces Ohm BRT-6 y un subwoofer BRS-12 para simular el crujido del barco contra el hielo.

Además, en 2012 el museo se amplió para incorporar el Gjøa, primer barco en navegar por todo el Paso del Noroeste. En esta zona se añadió una mesa de proyección interactiva con otro proyector E-Vision Laser 6500 de Digital Projection.

Fram pantalla interactiva

Haciendo alusión al tratamiento innovador y sensible de esta remodelación, el Director Técnico de diseño de 7thSense asegura que “ha sido un proyecto ejecutado de manera brillante por todas las partes implicadas, y en particular por Sarner y BlueBox Technology Solutions, que han seleccionado de manera experta las tecnologías que suponen el complemento perfecto para la atracción. Estamos encantados de que nuestros productos se hayan utilizado para dar vida a algo que tiene tanta importancia histórica y cultural”.

Geir O.Kløver, Director Ejecutivo del Museo del Fram, concluye: “No cabe duda de que esta configuración audiovisual de vanguardia ha enriquecido la experiencia para cada visitante, sea cual sea su edad. Hemos recibido unas opiniones increíbles desde que reabrimos las puertas al público, con un aumento sustancial de visitas. Estas ambiciosas remodelaciones demuestran nuestro compromiso constante por renovar la experiencia y que el museo siga siendo una de las atracciones indispensables de Noruega. Estamos encantados con el resultado final, que nos ha ayudado a dar un nuevo impulso al legado de Fram para las generaciones futuras durante muchos años”.